Texto: Jorge Fretes
Fotos: D.S.
Promotor: Who Rock Bar

Atractiva se presentaba la noche del viernes 18 de noviembre en Granada dentro del marco del Wildfest 2011, evento que incluía en su cartel a tres bandas (dos granadinas y una gaditana) de estilos diferentes y con mucho futuro por delante. Los cabezas de cartel, los locales Waiting For Sunset, presentaban su primer disco “A Reason to be Found” (Noisehead Records) ante su gente (luego de un periplo de conciertos por el sur de España que los llevaria a tocar con bandas del calibre de Skunk DF), mientras que para los gaditanos Light Among Shadows (nuevo proyecto de metal gótico de Adrien Fowl de Legendaria) seria su primera presentación en Granada. Juventud, mucha juventud y energia de sobra, tanto que los integrantes de todos los grupos invitaron a los asistentes del show a una previa en un conocido bar de Granada (La Rocka) para firma de discos y charla amena pre-concierto (tal cual banda de hardcore, oiga!).

Cerca de las 23:00 su show la primera banda de la noche, Trapped in the Emptyness (¿nombre tributo a Dies Irae?). Se trata de una joven banda local influenciada totalmente por los sonidos agresivos del death (instrumentalmente) y el black (vocalmente), que en la ocasión hicieron gala de pura energía y motivación, pero que lastimosamente el sonido no acompañó bastante, formandose una bola sonora entre guitarras y percusión.

Haciendo caso omiso de dichos problemas técnicos (quizás ocasionados por la sala), la banda continuó en su principal cruzada headbanger, apoyada por su público y desgranando canción tras canción con si no hubiera mañana. A destacar el apartado de voces (mezcla black y grind, sin sitio para la melodia de las otras bandas), una banda que aun carga con el peso de las influencias pero que con mas tablas y el lento paso del tiempo podrá mutar en algo a lo que seguir muy de cerca.

Con un total cambio de dirección y una preparación especial en escenario, suben los gaditanos Light Among Shadows a presentar esta nueva aventura. Su apuesta es un heavy / rock gótico con voz femenina que se apoya bastante en las guitarras (principalmente en la de Adrien Fowl) y que pone toda su basa en el sonido que bandas como Theatre of Tragedy, Within Temptation o Tristania para relucir con canciones propias.

Breve intro a cargo de la banda y aparece en escena su vocalista germana Tatjana Klee, quien sorprende desde el primer instante con una voz bastante fuerte y delicada. Quizás el problema de Tatjana, como el de muchas otras bandas que empiezan en esto, es la falta de tablas y la falta de soltura en el directo, detalles que restan un poco a la actuación pero que son normales en las primeras etapas de un proyecto.

A quien sin duda le sobran tablas y experiencia es a su guitarrista Adrien Fowl, quien deslumbró a todos con su performance a las seis cuerdas, entre solos y shredding por doquier. Las versiones de Metallica, Iron Maiden y la tempranera de Sôber fueron acompañadas por gran parte del público presente, y las nuevas composiciones que la banda incluirá en su segundo disco, sucesor del “At the Gates of Dawn”, también fueron bien recibidas. A destacar por último a su bateria, quien sin prisa pero sin pausa también marca el ritmo constante del grupo y con breves destellos de grandeza regala sutilezas entre canción y canción. Entretenida actuación, mejorando el sonido del anterior grupo y despertando espectación ante una próxima presentación.

Por último los cabezas de cartel, Waiting for Sunset, subian al escenario. En esta ocasión estrenaban nuevo miembro (la bajista Mari) y presentaban ante su público su “A Reason to be Found” (sin duda una razón encontrada por el sello austriaco NoiseHead Records, quienes los arropan). Luego de dejarse querer tras una docena de conciertos durante los últimos años, fueron quienes mas gozaron de público en la noche del Wildfest, y la apuesta mas moderna de toda la noche.

Sus sonidos van desde el rock mas primitivo al screamo mas contundente, con un gran juego de voces guturales y melódicas, herederas de la escena death metal melódica de Suecia y que en los últimos años gozó de bastante fama gracias a bandas como Sonic Syndicate. Gotche a las voces guturales pone la contundencia de la banda, con un rango que baila entre el death y el hardcore, mientra que Jesús (también a la guitarra) pone la nota de melodia al proyecto y arroja luz entre tanta oscuridad.

Concierto de 9, donde el sonido les acompañó en casi toda la noche, y en donde (gozando de un público receptivo) supieron manejar el show de manera entretenida y variopinta. Cambios de ritmos, breakdowns, ese deje post-hardcore en algunas canciones y actitud de alguien que sabe que es bueno es lo que les coronaron como los reyes de la noche. A destacar el gran final del concierto con su hit “In My Head”, donde todos los presentes se dejaron la voz con la pegadiza melodia, en una de las canciones mas agresivas de su trabajo. Si solo su bateria fuera un poco menos gilipollas…

Interesante ocasión que nos ha presentado a varias bandas emergentes de la escena andaluza, cada una diferente y cada una mejorable en lo suyo, pero que sin esos pequeños desperfectos (y cosas del directo, como decian los Light Among Shadows) solo serian máquinas. Por otro Wildfest en 2012!.

FOTOS: http://www.goetiametal.com/cronicas/wildfestgranada2011.html

HACER COMENTARIO A TRAVES DE FACEBOOK

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.