83%

[review] Novembers Doom – Hamartia

[review] 28 años es mucho tiempo, mas del que el 50% de las bandas de metal extremo pueden decir que han estado juntas. Novembers Doom son el tipo de banda que puedes decir con los ojos cerrados que no tienen ningún disco malo. Mucho de ello puede deberse al constante cambio de formación (y de ideas), aunque este décimo álbum es el primero en repetir integrantes ¿Se ha roto el hechizo? Para nada, es otra joya inmortal del death/doom.

[review] Thrice – To Be Everywhere Is To Be Nowhere

[review] Quienes esperan que Thrice de tres pasos atrás para volver a pildorazos como los de "The Artist In The Ambulance" o singles agresivos como "Deadbolt" tendrán que seguir esperando. Todo tiene su momento, y Thrice se sienten bastante cómodos en capas de sonido atmosféricas, en la delicadeza de las melodías, en la comprensión de que todo tiene que dejarse madurar.

[review] Virgen – Polsaguera

[review] Es esa la sensación final que dan los chicos de Virgen: el de un trabajo realmente pensado con tiempo y dedicación, el de alguien que cuida con bastante mimo su propio trabajo, el de música para gente que piensa y respira música, o inclusive me atrevería a decir que música para músicos o gente que vive con bastante intensidad este mundo particular.

[review] Hammerfall – (r) EVOLUTION

[review] Vuelta algo agridulce de Hammerfall a lo que sabían hacer y de lo que se apartaron en su anterior “Infected”: un Power metal con muchísimos toques de metal clásico. O, si se prefiere, un heavy de toda la vida con toques powermetaleros; no en vano, Hammerfall, dentro del gran movimiento que hizo que en Europa resurgiera el metal, tras un aciago principio de década de los ’90, con bandas como Blind guardian, Gamma Ray, Stratovarius, Sonata Arctica, etc., siempre fueron los más clásicos, entendido esto como los que menos doble bombo, menos velocidad y ausencia de teclados metían.