popup<
[review] Weezer - Pacific Daydream
Originalidad60%
Producción85%
Visual80%
Gancho80%
76%Nota Final
Puntuación de los lectores: (0 Votes)
0%

Por Nekrokosmos

Rivers Cuomo – Voz, guitarra
Patrick Wilson – Batería
Scott Shriner – Bajo
Brian Bell – Guitarra

1. Mexican Fender
2. Beach Boys
3. Feels Like Summer
4. Happy Hour
5. Weekend Woman
6. QB Blitz
7. Sweet Mary
8. Get Right
9. La Mancha Screwjob
10. Any Friend Of Diane’s

Si de algo hay que culpar a Weezer en este lanzamiento es de ser simplemente Weezer. Está claro que la segunda parte de su anterior “White” es de lo más ambicioso (y raruno) que han recibido los fans en una década, así que volver a lo que siempre les ha funcionado tampoco está mal.

Otro de los problemas a los que se puede enfrentar este “Pacific Daydream” es que no estamos en 2001, lastimosamente, y que para muchos canciones como las facilonas “Mexican Fender” o “Feels Like Summer” no tienen cabida en 2017 con todo lo que ha pasado en la escena musical desde entonces ¿Han grabado Weezer un disco del pasado? ¿Han vuelto descaradamente al pop? No, y no. Es que nunca han dejado ese toque pop de lado, y tras varias escuchas el veredicto es que su décimo primer álbum se posiciona en el lado correcto de su discografía: el que mola.

Han decidido tirar de la simplicidad que tenían hace 15 años, de muchas melodías y de letras que podría escribir cualquiera que esté empezando el instituto, pero todo arropado con la magia Cuomo que hace que un disco sea pegadizo y formulaico hasta que llegamos a su final, donde nos espera la joya de la corona.

Y es que en “Any Friend Of Diane’s” vemos el toque sentimental y diferenciador que Weezer no podían dejar pasar, el que convierte todo el pop sin sentido (de buena manera) en algo con mucho más peso. Este disco podría estar mucho más adornado, podríamos añadir tantas cosas de diferentes maneras, pero de lo que no nos podemos quejar es de que le sobre nada.

Es fácil: si no esperas un monstruo experimental y desafiante, si eres un fan de Weezer de toda la vida que lo que busca en estos 30 y picos minutos es una vía de escape sencilla y sin pretenciones, ésto te va a alegrar el día. Es probable que se hayan equivocado al lanzar esto antes de “White”, que el timing no sea el correcto, y que haya quien los acuse de publicar “más de lo mismo”…pero seamos sensatos, son Weezer y ya no tienen nada más que demostrar. Un disco que se coloca entre los buenos pero que tampoco destacará especialmente en su discografía.

HACER COMENTARIO A TRAVES DE FACEBOOK

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.