En 1996 Slayer lanzó un disco titulado “Undisputed Attitude” que consistía en versiones de canciones de punk y hardcore.

Las canciones procedían de bandas como The Stooges, DRI y Minor Threat, y muchos apuntaron a que la banda grabó dicho álbum motivado por Jeff Hanneman, fan declarado de la escena punk/hardcore.

En una reciente entrevista Kerry King ha desvelado los verdaderos motivos para grabar el disco: “Recuerdo que en 1996 grabamos Undisputed Attitude para rebelarnos contra Green Day y The Offspring. No es su culpa pero todos les consideraban bandas de punk, pero Jeff y yo sabíamos que eso no era punk. Nos ofendió de cierta manera y decidimos hacer algo”.

Posteriormente Slayer grabaron “Diabolus in Musica”, un disco por el cual se les acusó de intentar hacer nu-metal.

header brush goetiamedia

HACER COMENTARIO A TRAVES DE FACEBOOK

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.