Texto:Morpheus Misfit
Fotos:Maria Castillo
Promotor: –

Con poca promoción y con los inconvenientes que puede ocasionar presentar un concierto en la Sala Who de Granada (quienes han asistido a mas de tres conciertos en dicha sala / bar sabrán de que estoy hablando), nos tocaba una segunda oportunidad de ver a Mother Gun en directo (quienes dejaron un buen sabor de boca la primera vez que los vimos, en el Planta Baja). Esta noche estarian teloneados por Quinto Grado, jóven banda de Granada; y por Charlotte, grupo donde Dani (bateria de Mother Gun) milita como bajista. Esto es un relato de como salir airoso ante la adversidad: Mother Gun.

Empezaba la noche con la banda amateur Quinto Grado, de quienes un servidor solo pudo apreciar medio set – list. Con muy pocas tablas y todavia muy verdes, pareciese tratarse de una banda de versiones muy dispares (“Black Night” de Deep Purple, “Killing in the Name” de RATM, Metallica, Red Hot Chili Peppers) en la cual el nerviosismo jugó una mala pasada, pero lo bueno de todo esto es que de las experiencias uno aprende y que los errores del ayer pueden favorecer mucho de cara al futuro. Energia no les falta, son bastante jóvenes, y como decia alguien: “persevera y triunfarás”.

Poco después llegaba el turno para Charlotte, show que marcaría la despedida de Dani como bajista para enfocarse mas en su labor con Mother Gun. Lo de Charlotte es rock n roll de melodias y mucha fuerza, sin hacer ascos a una balada guitarrera o a estructuras pop arropadas por la distorsión. Derroche de entusiasmo que llegó a contagiar a gran parte del público, también animado por versiones de Foo Fighters o Muse que calaron hondo en una sala que presentaba medio aforo hasta el momento. Ganas de volver a verlos con mas cercania.

Llegó el turno de la banda principal, Mother Gun, quienes como hemos dicho antes venian de dar un concierto soberbio y apabullante en la Sala Planta Baja ¿Lo tendrian tan fácil en este ambiente? También como he dicho antes, las cosas son diferentes en la Sala Who: la atmósfera puede ser mas íntima debido al espacio reducido o su mayor oscuridad, pero el punto negativo se lo lleva en el sonido, porque una banda debe sudar sangre para sonar alli como en realidad quisiera (si es que se decanta por el estilo practicado por Mother Gun).

Por suerte a ellos no les salió tan mal la jugada, y aunque su vocalista Fernando tuviese que esforzarse mas para hacerse oir, el deje crudo y rasposo del sonido de la noche hizo que sus canciones cogieran un matiz diferente al del sonido claro y pulcro de su anterior aparición. Estoy seguro que a la banda no terminó de convencerles el resultado, pero desde el otro lado del escenario fue una victoria entre un público que quizás los descubria por primera vez y que se han quedado con el recuerdo de una banda auténtica que desprende contundencia y talento a partes iguales.

El repertorio fue el mismo que el presentado en el Planta Baja, incluidas las versiones de Foo Fighters (“Times Like These”) y Radiohead (“Anyone Can Play Guitar”), además de las nuevas canciones (“Vertical Smile” por ejemplo) que no se encuentran presentes en su EP “Fall Around”. En la noche se celebraba también el cumpleaños de su guitarrista Victor, quien arropado por sus personas mas cercanas decidió desgranar lo mejor de su repertorio al mando de las 6 cuerdas para convencer a los no creyentes.

Al fin y al cabo una buena culminación de un show que en otras condiciones podria haber sido inmaculado, pero que demuestra que cuando las cosas no marchan según lo previsto siempre se puede salir de lo establecido. Mother Gun cada día gustan mas, y si saben salir al paso de las dificultades de esta manera no va haber quien los pare. Yo aviso.

FOTOS: http://www.goetiametal.com/cronicas/mothergunengranada2012.html

HACER COMENTARIO A TRAVES DE FACEBOOK

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.