Texto: Iñigo Dominguez Diaz
Fotos: Iñigo Dominguez Diaz
Promotor: –

Un lunes no es el mejor día para colocar un concierto en una gira, pero cuando la agenda aprieta, supongo que remedio a las promotoras no les queda más que programarlos cuando mejor pueden. Una cosa está clara, si el grupo tiene tirón, los incondicionales no van a fallar a pesar de que aun les pueda durar la resaca del fin de semana.

Este ha sido el caso del concierto de CYNIC en la sala Be Cool de Barcelona. Es un grupo de culto, de estos que siempre tienen fans incondicionales que no fallan a sus conciertos. Practican un metal muy progresivo, con tintes extremos, pero que tiene influencias muy marcadas de tipos de música que no son metal, como el jazz o new age. Con esto se marcaron un álbum en fechas tan lejanas como 1993, Focus, que se convirtió en pieza imprescindible para los amantes del género. La banda a los dos años del aquello lo deja y en 2006 decide volver, no sacando nuevo disco hasta 2008, Traced In The Air. No son muchas pues las oportunidades que los fans de la banda han tenido de disfrutar de sus conciertos, lo que explica que la sala contara con una buena entrada.

El concierto estaba programado para comenzar a las 20:00, pero se demoró unos 45 minutos, ya que por lo visto, CYNIC se demoró mucho en las pruebas de sonido, como me comento el bajista de MOONLOOP. Esto hizo que los grupos teloneros tuvieran que tocar con más prisas de lo normal, para poder hacer su setlist completo. Los primeros en saltar al minúsculo y abarrotado escenario fueron MOONLOOP, una banda de Barcelona, que practica un death metal progresivo muy técnico. La banda no cuenta con ningún CD distribuido de forma comercial y como comentó durante el concierto su guitarra y vocalista Eric, se encuentran grabando lo que será su próximo LP. Yo ya había tenido la oportunidad de verlos teloneando a DRACONIAN, y como en aquella ocasión volvieron a dar la cara. Teniendo en cuenta que eran quienes abrían el show y a quienes más prisa metieron, hicieron una actuación muy completa, con temas de toda su carrera y algunos de los que formarán su nuevo CD. Los temas que más me gustaron de su repertorio y que creo mejor ejecutaron fueron Legacy Of Fear, Atlantis Rising y Landscape. Hicieron una actuación más que notable, se comunicaron con el público y la gente disfrutó con ellos.

Casi sin tiempo para despedirse, MOONLOOP cedió la escena la otra banda local VÓRTICE. Para quien no los conozca (debo incluirme a mí hasta el día del concierto), tocan un metal muy extremo, con influencias como MESHUGGAH. VÓRTICE acaban de estrenar en abril su nuevo LP Zombie, que era el que presentaban esta noche. Supongo que por las prisas, tocaron casi de seguido todo su repertorio y le dieron un toque diferente a la noche, ya que era el grupo más alejado de lo progresivo que pudimos ver. Creo de todas maneras, que con otro tipo de público hubieran tenido más apoyo, que sin duda estaba en la esperando impaciente a CYNIC.

Llegó a su fin el espectáculo de VÓRTICE, para dar paso finalmente a los cabezas de cartel de la noche. Mientras esperábamos, todos los que estábamos en primera fila, pudimos observar las carencias de la sala para acoger este tipo de conciertos. Además de tener un escenario prácticamente a nivel del suelo, los grupos teloneros tuvieron que desmontar sus equipos y sacarlos, bajándoles por delante del escenario, ya que la sala no cuenta con un lateral o zona de backstage apropiada para poder descargar, lo que resultaría infinitamente más cómodo para bandas y público. Con todo, la transición fue rápida y para las 22:20 ya teníamos sonando en el ambiente la intro de los cínicos que abría el concierto de CYNIC.

Inmediatamente comenzaron a descargar tema tras tema, como por ejemplo Evolutionary y Celestial Voyage haciendo alarde de la capacidad técnica que atesoran. Los de Miami tuvieron un sonido más que decente, a pesar de que la sala no es la idónea, como ya he comentado antes. Hicieron los seis primeros temas del tirón, sin presentarlos al público, que por lo visto no lo necesitaba, ya que a cada primera nota, se notaba que los temas eran reconocidos. Supongo que a CYNIC también les entraron las prisas y por eso no estuvieron excesivamente comunicativos e hicieron participar al público en contadas ocasiones. Fue en este momento cuando Pau Masvidal se dirigió al público en castellano, y habló sobre sus orígenes catalanes, ya que tiene parientes en Viladrau. Fue a partir de este instante cuando el concierto se hizo más intenso y los allí presentes comenzaron a disfrutar más. Comencé por fin a ver un poco de movimiento en las primeras filas, que hasta ahora habían estado bastante tranquilas. En todo el concierto no recibí un solo empujón, a pesar de estar en primera fila. Señal de que es un grupo que se disfruta tanto con la vista como con el oído, ya que no se puede negar que los cuatro componentes son unos auténticos hachas.

Poco después Paul se dirigió al público para comentar que poca voz le quedaba ya, debido al esfuerzo de la gira y al tabaco. Aun así no se notó demasiado esta carencia y sus fans pudieron seguir disfrutando del concierto.

Cuando éste llegaba a su fin, y más en sintonía se encontraba el público con la banda, Paul tuvo la idea de completar esta conexión especial con la audiencia, pidiéndonos que siguiéramos sus movimientos, que no eran otra cosa que una postura de yoga, aunque yo creo que la mayoría no acertó a ver de qué se trataba y a que venía algo así.

Al poco, y casi sin previo aviso, terminó su concierto y se despidieron, sin realizar un bis, después de 1:25 h de concierto. Paul se acercó a las primeras filas y saludó a todo el que se acercó, mientras el resto de la banda se retiraba.

Supongo que a la gente le hubiera gustado escuchar algún tema más, pero en general se notaba al personal contento con el concierto de los norteamericanos, que seguro no defraudaron a sus en la Be Cool de Barcelona.

FOTOS: http://www.goetiametal.com/cronicas/cynicenbarcelona2010.html

HACER COMENTARIO A TRAVES DE FACEBOOK

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.