Texto: Mikel Gómez
Fotos: Mai Visualart

El pasado sábado 27 de marzo se armó la gorda en la sala Tunnel Alternative Rock Club en Palma de Mallorca. Dos conocidas bandas locales de estilos muy diferentes se unían esa noche para mostrar sus recientes trabajos. Noiseast con su “Lifeyards” y Trallery con “Spiritless”.

PUEDES VER TODAS LAS FOTOS EN ESTE ÁLBUM

Arropados como héroes en su primer concierto desde su reciente vuelta de su gira por Japón, ahí estaban Noiseast, encima del escenario como una bestia agazapada hasta que sonó el final de la intro. Fue en el momento en que sonó la primera nota de Nomads cuando toda la masa enloqueció y ya no hubo marcha atrás. Uno tras otro sonaban los temas de su nuevo LP, Salt Statues, Chronos, Wolves & Fireflies y Waiting.

El frontsatge se había convertido en una arena llena de gladiadores en la que no se paró de ver moshing, circle pits y hasta crowdsurfing. El desfase era tal que al tercer tema alguien se atrevió a subirse al escenario llevado por la locura y apoyar el estribillo del tema Chronos. A todo esto llegó el momento de su tema más lento pero no exento de fuerza, Paralized, gran parte con la voz melódica de su bajista Adri y no dejó que decayeran para nada los ánimos siendo coreada por muchos de los asistentes.

Noiseast + Trallery

La banda estaba muy cómoda y dándolo todo, se vieron saltos on stage y malabares con las baquetas de la mano de Juanlu, un batería simplemente espectacular. Cuando parecía que la cosa no podía ir a más, soltaron dos temazos de su pasado disco Crimson Moon y la brutal canción que da nombre a ese álbum The Perfect Machine, simplemente genial, eso ya se había convertido en un auténtico campo de batalla. Para los últimos temas, el vocalista Jay, ya se permitía el lujo de estirar el micro al público y dejar que casi se lo quitasen de las manos para cantar un tema como No Phantoms, No Love.

Ya casi al final sueltan Lifeyard dónde se vio a alguno ser lanzado hasta el techo enmedio de un mosh que no paró y de los repetidos circle pits que se montaron. Cerraron su show con Labyrinth y aunque tenían que dar paso a la próxima banda, la gente no paró de pedir un bis, cosa que se agradeció. Pocas bandas consiguen esto y conectan tan bien con el público. Tras once años de historia, tres álbumes y giras por España, Europa y ahora Japón, la banda formada por Jay, Adri, Juanlu, Rodrigo y Juanka pueden estar muy orgullosos de haber hecho de Noiseast una banda internacional de esas que merece la pena ver en directo una y otra vez cuando se tenga ocasión.

Noiseast + Trallery

Llegó la hora de cambiar el hardcore por el thrash. Era el turno de los Trallery, el trío formado por Humberto Pol, Biel Gaya y Sebas Barceló, que ya entraban con la sala igualmente llena y un público muy calentito abrieron a lo grande con el tema que da nombre a su nuevo álbum, Spiritless, seguido de Evil Pride. Quizás por el tremendo desgaste del bolo anterior parecía todo un poco más rejado, pero fué tan sólo un espejismo, porque al tercer tema, White Shadow de su anterior álbum Catalepsy ya se volvió a las andadas.

Un temazo más que conocido que hizo recuperar las fuerzas a la sala y a partir de ahí todo fue in crescendo. Brazos en alto y headbanging por doquier. Siguieron con Scavenger Crow un tema con un estribillo épico y un solazo que hizo las delicias de los más sibaritas del género. Ya con el público entregado continuaron con Unknown Confusion con el que a mitad de tema alguno debió sufrir alguna lesión cervical, temazo, y como no, otro solo de Biel para enmarcar. Sin dar respiro arrancó The Atraction Remains, el tema que cierra su nevo disco y engancharon con otro de sus antiguos temas Collateral Damage que hizo saltar a todo el frontstage.

Noiseast + Trallery

Cerraron el bolo con Abominate y Hunt to Kill, el colofón de una gran actuación por parte de estos tres grandes músicos. Después de verlos en directo defendiendo su nuevo disco hay que decir que se acentúa el giro de tuerca que han dado estos muchachos a su música, luciendo más en técnica y con pasajes más diferenciados. Todo un placer tener como producto local a una de las bandas referentes del thrash en España.

Una noche de concierto redonda para los amantes de la música extrema gracias a dos grandes bandas y a la gente que no se ve, los técnicos Miquel A. Riutort “Mega” y Tomeu Janer. Es de aplaudir que salas como Tunnel Rock Club sigan al pié del cañón cueste lo que cueste ya que es de los pocos sitios de la isla en que se pueden montar este tipo de bolos.

Noiseast + Trallery

HACER COMENTARIO A TRAVES DE FACEBOOK

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.