popup<

Texto: Íñigo Domínguez Díaz
Fotos: Íñigo Domínguez Díaz

Desde que se anunciaron los conciertos de Ayreon en Tilburg hace prácticamente un año, tuve claro que tenía que asistir. Simplemente el hecho de que el proyecto insignia de Arjen Lucassen fuera llevado al directo, es de por sí solo reclamo suficiente para sus miles de seguidores en todo el mundo, pero si se le añade que además iba a estar acompañado por un elenco de cantantes de primera línea, no dudé un momento en situar Tilburg en el mapa y bloquear la fecha y a partir de ahí esperar. Conforme se acercaba la fecha el ansia y las expectativas se hacían cada vez mayores y durante la última semana no había otra cosa en mi cabeza que no fuera el viaje a Tilburg.

PUEDES VER TODAS LAS FOTOS EN ESTE ÁLBUM

Algo que no entendí muy bien en un primer momento fue la elección de la ciudad y una vez llegado el día comprendí la decisión. Tilburg es una ciudad pequeña a unos 40 minutos de Rotterdam y Eindhoven, en la que un evento como el planificado (finalmente tres conciertos seguidos, viernes, sábado y domingo) significó un pequeño gran acontecimiento que en ciudades más grandes hubiera pasado desapercibido. Hubo una pequeña invasión de amantes del metal que se hacía aún más patente conforme te acercabas a los aledaños de la sala.

IMG_4908

Una vez en el interior entendí el segundo motivo por el cual se había elegido Tilburg: la sala 013 Poppodium. Una sala que tiene unas condiciones acústicas, escenario y disposición para el público que la hacían ideal para el tipo de concierto y audiencia que se buscaba. La sala estaba a rebosar ya que las entradas para los tres conciertos se agotaron en solo unas horas y el viernes al ser el primer día la expectación era máxima. Otra buena noticia fue que los fotógrafos podíamos estar en el foso todo el concierto, salvo en las canciones que tenían pirotecnia o fuego, en las que a la señal de “pyro” teníamos que salir pitando del foso si no queríamos abrasarnos.

Al poco de recibir estas instrucciones, se apagaron las luces y comenzó a sonar la intro de The Final Experiment y aparecieron las primeras imágenes en la mega pantalla que servía de fondo de escenario. Primero oscuridad y poco a poco se fue haciendo la luz para dar paso al primero de los protagonistas de la noche Mike Mills que embutido en un traje cómico-espacial,  que además de cantar en algunos temas, hizo las veces de narrador y conductor del concierto. El público se notaba ansioso porque terminara su speech para ver cuál era el primer tema y los primeros cantantes que saldrían a escena.

IMG_4879

El elegido fue Dreamtime  interpretado por Edward Reekers en solitario apoyado por el coro de lujo formado por Marcela Bovio, Irene Jansen  y Lisette van den Berg. Este pausado comienzo seguía manteniendo al público expectante que contempló la aparición en el escenario de Robert Soeterboek (Los amantes del prog lo conocerán por Elegy) y escuchó Abbey of Sin manteniendo aún este ritmo lento que hacía que fuera aún un concierto más basado en lo visual que en la música. Rompió definitivamente cuando Hansi Kürsch y Marco Hietala subieron al escenario para realizar el primer duelo vocal de la noche y que el evento comenzará tomar cuerpo cantando River Of Time una canción con toques folk que les iba como anillo al dedo y que Hansi interpreta también en su versión de estudio.

El público acabó por fin de levantarse con este tema y recibió con más fuerza The Blackboard que forma parte de la trilogía de The Theory Of Everything y que interpretaron al completo Marcela Bovio que saltó del coro para incorporarse como frontwoman y compartir escenario con Mike Mills el narrador favorito de la noche. Aquí el hammond y la flauta conducen un tema como mucho sabor a Jethro Tull que gustó al público y del cual se interpretaron unas cuantas partes dada la longitud de los temas originales.

IMG_4887

A continuación llegó otro de los momento estelares de la noche con Floor Jansen, la actual cantante de Nightwish que se notó que juagaba en casa y que interpretó en solitario otro tema de The Final Experiment, Merlin’s Will con el que se metió al público en el bolsillo y que en estudio interpreta el cantante de Vengeance dándole Floor un toque más dulce y mayor personalidad.

Momento para la calma de nuevo con la salida al escenario de Jonas Renske y de la dulce Anneke van Giersbergen que interpretaron magistralmente Waking Dreams tema con tintes muy electrónicos y que transportó al público a otra dimensión. Nos devolvió a la actual Dawn Of A Million Souls, John JayCee Cuijpers de Praying Mantis y las llamas en el escenario, uno de las grandes temas de la noche que sonó poderoso y que John supo darle un toque muy Dio en su interpretación, que difiere de la versión estudio con Russell Allen que en un principio estaba en el line up pero finalmente no pudo asistir.

IMG_4940

Este fue uno de los grandes momentos personales para mí, ya que me introduje en el universo de Ayreon con Universal Migrator, y este tema me llevó a unos cuantos años atrás cuando en la tienda Tipo de Vitoria-Gasteiz compré el CD que al principio no me convenció demasiado pero que con el tiempo acabé rayando del uso.

Como noche de alternancias que fue, después de un puñetazo en la cara como fue Dawn Of A Million Souls llegó un nuevo momento de calma para disfrutar por primera vez de un trío en el escenario con tres de las mejores voces femeninas que la escena metal  posee. Pocas veces se puede tener al mismo tiempo en el escenario a Floor, Anneke y Marcela cantando con dulzura el Valley Of The Queens que de nuevo nos transportó a otro lugar diferente al 013, para a continuación realizar un viaje en el espacio junto con Jonas y una nueva cantante Magy Luiten que dio un toque tradicional a la noche (se nota que es de la escuela de Doro Pesch) cantando juntos Ride The Comet y manteniéndose en el escenario para interpretar junto a Hansi, Mike y Floor el primer tema de la noche del trabajo más reciente de Ayreon, The Source y que fue otro de los momentos álgidos de la noche.

IMG_4976

Nuevo momento para la calma y con el percusionista Rob Snijders en escena la pareja de la noche, Jonas y Anneke que interpretaron un tema ambiental como Comatose que les va como anillo al dedo. Un cambio rápido y Mike Mills otra vez en escena para cantar Loser que introdujo el instrumentista con un didgeridoo australiano y en el que se produjo el momento divertido de la noche ya que fue una pequeña batalla en la que Mike se enfrentaba a Magy y las cantantes que conformaban el coro.

Más seria fue la entrada a escena de otro de los vocalistas más esperados de la noche Damian Wilson anteriormente en la entrada al recinto salió a la cola a saludar y agradecer a los fans su asistencia, detallazo que le valió ser uno de los triunfadores de la noche. Interpretó con soltura And the Druids Turn to Stone y The Two Gates esta última junto a John dos temas con mucha carga progresiva que como no, encantaron a la gente.

Y a pesar de encontrase el concierto un poco más allá de la mitad aún se seguían sucediendo nuevas apariciones siendo el turno en esta ocasión para Tommy Karevik de Kamelot con Into the Black Hole que en estudio interpreta nada más y nada menos que Mr. Bruce Dickinson  y que hizo lo que pudo por ponerse al nivel de la original, quedándose a medio camino de conseguirlo. Después nuevamente turno para Edward Reekers que no aparecía en escena desde el principio e interpretó Actual Fantasy otro de las canciones de los comienzos de Ayreon y junto con él, en el siguiente tema Computer Eyes, otro de los “olvidados” Robert entre ambos hicieron un pequeño flashback a la época primigenia del proyecto de Lucassen, dónde primaban más las ambientaciones electrónicas que evocan la lírica ciencia ficción de los temas.

IMG_5004

Cambio de tercio con el trío formado por Marco, Anneke y Tommy que volvieron a los toques folk del universo de Ayreon con Magnetism para después de nuevo en formato de trio Hansi y Floor se unieran a Marco para descargar el Age Of Shadows una canción con mucha influencia de la música tradicional de oriente medio que evidenció que la pareja formada por Marco y Hansi fue la más aplaudida por el público y se convirtió en la gran triunfadora de la noche.

Hubo para todos los gustos en la 013 e incluso tiempo para canciones de otros proyectos de Arjen como es Star One, y para más sorpresas aún con el bajista Peter Vink y su bajo rosa chillón en escena, Damien y Magy cantaron Intergalactic Space Crusaders canción muy hardrockera que dio el toque festivo a la velada. Nueva vuelta al ruedo de Marco y Tommy que se marcaron un gran Collision que sirvió para prepararnos para otro de los grandes momentos de la noche Everybody Dies que junto en el escenario a Mike, Floor, Hansi, Tommy y Magy, casi nada…

IMG_5232

Y el show estaba llegando a su fin y aún no había llegado a escena el ideólogo y compositor del concepto de Ayreon, y comenzábamos a temer que finalmente su prometida aparición no tuviera lugar pero cuando sonaron las notas de The Castle Hall y Mike hizo las pertinentes presentaciones salió de la nada Arjen Lucassen para marcarse junto a Robert y Damian una magistral interpretación de uno de los temas más clásicos de Ayreon y por tanto de los más esperados. El público enloqueció y cuando Arjen dio su speech en el que agradecía a todo público, promotores y artistas el que estuvieran allí, no paró de animarle e incluso hizo emocionarse al tímido holandés que soltó alguna que otra lágrima.

Después de su parlamento, tiempo para Amazing Flight con oh sorpresa un nuevo cantante a estas alturas, Jay van Feggelen que junto al propio Arjen nos bridaron el momento de rock progresivo más brillante de la noche, tema que los mismos Deep Purple hubieran firmado. Y todo se encaminaba ya hacia el fin y en Love, Robert y Edward junto al coro al completo en primera línea, fueron poniendo fin a lo que había sido una velada inolvidable que terminó de forma épica con un nuevo cover de Star One, The Eye of Ra¸ con todos los cantantes y músicos interpretando el tema en el escenario en el que literalmente no cabían.

IMG_5386

Qué más puedo añadir…. Simplemente que fue un concierto inolvidable, de estos que contaré a mis nietos (si es que llego a tenerlos) en plan abuelo cebolleta. Los artistas, la sala, la producción, el sonido y el ambiente que se vivió en Tilburg fueron inigualables y ojalá el tímido holandés no vuelva a esperar 22 años en llevar a escena un nuevo directo de su proyecto de estudio más emblemático.

Prologue (The Final Experiment)
Dreamtime
Abbey of Synn
River of Time
Prologue: The Blackboard
The Theory of Everything, Part 1
The Theory of Everything, Part 2
Waking Dreams
Dawn of a Million Souls
Valley of the Queens
Ride the Comet
Star of Sirrah
Comatose
Day Sixteen: Loser
And the Druids Turn to Stone
The Two Gates
Into the Black Hole
Actual Fantasy
Computer Eyes
Magnetism
Age of Shadows
Intergalactic Space Crusaders
Collision
Everybody Dies
The Castle Hall
Amazing Flight
Day Eleven: Love
The Eye of Ra

HACER COMENTARIO A TRAVES DE FACEBOOK

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.