Por Ashborne

1. My War
2. Can’t Decide
3. Beat My Head Against The Wall
4. I Love You
5. Forever Time
6. The Swinging Man
7. Nothing Left Inside
8. Three Nights
9. Scream

SST Records

Los años que precedieron al lanzamiento de este segundo disco de Black Flag fueron, cuanto menos, tumultuosos. Luego del lanzamiento de “Damaged” y la gira de promoción, la banda empezó a batallar contra Unicorn Records (una subsidiaria de MCA) ya que el contenido “anti-padres” del disco hizo que su distribución fuera nula, por lo cual Greg Ginn decidió lanzarlo de nuevo a través de su propio sello SST Records. El resultado fue una demanda de Unicorn Records y una orden judicial para no volver a grabar bajo el nombre de Black Flag.

Durante los dos años entre su disco debut y la grabación de “My War”, Black Flag grabaron una serie de demos que demostraron su crecimiento musical. Los tempos empezaban muy lentos, con un claro tributo a Black Sabbath y Saint Vitus. El alarido de Henry Rollins se convirtió en algo mas feroz y variado, mientras que las guitarras de Greg Ginn empezaron a mirar a algo mas que el punk ock standart (incorporando elementos de free-jazz y solos, ritmos complejos y poco ortodoxos).

Todos estos factores influyeron en el resultado final de “My War”. La canción que da título al disco es una de las canciones mas volátiles que nos podremos encontrar aqui, y da el tono para la primera parte del disco que se expresa mas angustiosa y rabiosa. “Beat My Head Against The Wall” cambia constantemente para acomodarse a la manera de cantar de Rollins, y “I Love You” presenta las guitarras melódicas mas memorables de Greg Ginn hasta el momento.

La progresión de Black Flag hacia algo mas es mas palpable en las últimas tres canciones, todas con seis minutos o mas de duración. Todas ellas tienen unas atmósferas turbulentas y oscuras, algo en lo que las bandas de punk rock no se habian aventurado antes. Las guitarras hechizadas de “Three Nights” ayudan a darle un toque psicodélico al trabajo, junto con unas lineas de bajo igual de encantadas.

“My War” termina con el sonido agonizante de una cuerda de guitarra. Muchas de las personas que gustan de este disco se sentirán identificadas con el contenido lírico, por muy juvenil que parezca. Junto a Saccharine Trust, Butthole Surfers y otras bandas underground de la época, Black Flag ayudaron a formar un nicho de experimentación para el punk. Un disco mítico y de posesión obligatoria.

HACER COMENTARIO A TRAVES DE FACEBOOK

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.