[crónica] Anneke Van Giersbergen en Barcelona – Razz 2 28/03/2014

Noche de féminas más que prometedora para zanjar el mes de marzo. De la mano de Anna Murphy (Eluveitie) y Anneke Van Giersbergen (ex The Gathering), la sala Razz 2 acogió a un puñado de amantes de las voces dulces y las atmósferas delicadas. Sorprende que citas así no atraigan a una audiencia más numerosa puesto que, aunque la mitad de los presentes eran metaleros, es evidente que la música que ambas proyectan en solitario podría ser del gusto de público mayoritario. De todos modos, a veces más vale calidad que cantidad.

[crónica] Alcest + Hexvessel + The Fauns en Barcelona – La [2] de Apolo 06/02/2014

[crónica] Muy esperada era la visita de Alcest con su nuevo trabajo bajo el brazo. Menudo mazazo nos llevamos el año pasado cuando tuvieron que cancelar su bolo junto a Katatonia y Junius por problemas con el autobús. Así que ahora tocaba redimirse con el público barcelonés. Desgraciadamente nos quedamos sin Renkse y los suyos, así que en las manos de Hexvessel y The Fauns quedaba el hacernos gozar de una noche de pasajes oscuros y místicos.

[crónica] Kataklysm + Krisiun + Fleshgod Apocalypse en Barcelona – Razzmatazz 2 25/01/2014

Noche de Death Metal definitivo es lo que prometía un cartel más que esperado. Desde hace un par de años que los canadienses Kataklysm han ido ganando más adeptos, convirtiéndose en uno de los grandes del género gracias a su sonido devastador. Precisamente no es que sea un grupo fácil de ver por estos lares, y mucho menos acompañados de otras grandes bandas como son los clásicos Krisiun y los peculiares Fleshgod Apocalypse. Así que por fin llegó el momento de dejarnos cuello y oídos en una cita que pillábamos con muchísimas ganas.
article placeholder

[crónica] Meshuggah + Decapitated + CB Murdoc en Barcelona – Salamandra 1 30/11/2012

Sin palabras. Así nos ha dejado la máquina colosal llamada Meshuggah después de girar por primera vez por nuestro país. Las expectativas eran muchas, muchísimas, pero me atrevería a decir que absolutamente nadie quedó decepcionado después de presenciar su espectáculo de aproximadamente una hora y media. Con una sala Salamandra hasta la bandera, la fusión entre su gran dosis de experimentación musical y un montaje de luces alucinante hicieron inevitable el entrar en trance a cada momento. Pero para que todo ello se hiciese posible, antes tocaba un pequeño aperitivo por parte de unos veteranos Decapitated y unos más desconocidos C.B Murdoc.